EL NACIMIENTO DE UN CUADRO




"La medusa negra". 2006 (en fase de ejucución)
 
 
 
 


EL NACIMIENTO DE UN CUADRO

Que extrañas sensaciones  siente mi mano muda cuando se desliza suavemente el pincel sobre la rugosa superficie de un lienzo inmaculado. Nace de la nada una sinfonía formas y colores que van poblando el desierto vital del cuadro aun no nacido. La partitura gestual, genera unas fuerzas de sentimientos encontrados, de emociones que luchan frenéticamente entre sí por salir a la superficie del caos imaginativo… En el ojo severo del artista, se empieza a vislumbrar el final quizás feliz de la epopeya creativa. El cuadro avanza y va tomando forma, comienza a respirar vida propia, palpita su joven y alocado corazón debajo de la pintura y fluye a la superficie con la virulencia de mil volcanes que pugnan en su deseo humano de perpetuarse en el tiempo, en la estantería del espacio, del arte…
 
Texto y foto:
Joaquín Pacheco

Entradas populares